Año Jubilar de la Misericordia

IMG_3663Los niños, catequistas y profesores celebran su jubileo

La Catedral de Santa María ha acogido la celebración del Jubileo de los niños, catequistas y profesores, con una Eucaristía presidida por el obispo de la diócesis, Mons. Raúl Berzosa.

Todos ellos se reunieron el capilla del Seminario San Cayetano y desde allí partieron en procesión hacia la Catedral. Además, este jubileo coincidió con la ofrenda florar a la Virgen María que cada año se organiza desde la delegación de Misiones por lo que cada uno de los participantes portaba una flor.

La Eucaristía fue muy participativa ya adaptada a los más pequeños, haciéndoles protagonistas de la celebración.

  • IMG_3674IMG_3698IMG_3711IMG_3724IMG_3761IMG_3739IMG_3715

Semana de la Caridad

Cáritas alerta de que la situación de crisis sigue “estancada” en Ciudad Rodrigo

Maribel Yugueros, Raúl Berzosa y María Ollaquindía.
Maribel Yugueros, Raúl Berzosa y María Ollaquindía.

La celebración del Corpus Cristi el próximo domingo marca las actividades de la Semana de la Caridad que se han presentado en los salones de Cáritas.

Los datos son muchos pero de manera general, la directora de Cáritas en Ciudad Rodrigo, Maribel Yugueros, destacó que la situación económica en la comarca «sigue estancada, nos costó más entrar pero va a costar más salir y las perspectivas no son buenas, no notamos nada, las cifras que manejamos son más o menos las mismas que las del año anterior».

Durante 2015, los recursos económicos de Cáritas ascendieron a 267.561 euros, y la partida más significativa fue la de acogida, con 80.136 euros. Esta cantidad, según los datos que recordó el obispo de la diócesis, Raúl Berzosa, permitió atender a 1.026 personas y a un total de 363 familias.

El resto de partidas se distribuyen en apartados como la atención psicológica, que dio cobertura a 97 personas o el empleo, que permitió la gestión de 23 ofertas de trabajo de las que se han materializado al menos cuatro con la contratación de ese número de personas.

Por otra lado estaría la procedencia de esos fondos de Cáritas de los que 98.967 euros proceden de diferentes administración como son la Junta de Castilla y León, el Fondo Social Europeo a través de programas operativos, el ministerio de Igualdad y la Diputación provincial de Salamanca. De las instituciones eclesiales procede otra parte muy importante, 77.183 euros, con partidas de la Conferencia Episcopal, Cáritas Española y la Diócesis de Ciudad Rodrigo.

En el capítulo de las empresas está la Fundación de Amancio Ortega, de la que llegaron en 2015, 28.800 euros a Ciudad Rodrigo. La Fundación Reale aportó otros 19.000 euros y la Fundación Campo, 4.650 euros.

En el apartado de otros, con 38.960 euros, se incluye el campamento que cada año organiza esta delegación, los donativos para ayudar a Nepal y donativos particulares, que sumaron 32.429 euros.

La delegada episcopal de Cáritas en la diócesis de Ciudad Rodrigo, María Ollaquindía, insistió en el hecho de que «la persona está por encima de todo» y apeló a la necesidad de «garantizar sus derechos y su dignidad» pasando eso sí, «de la indiferencia a una cultura de compasión».

A pesar de todos los datos, el prelado civitatense, Raúl Berzosa, consideró que «los papeles son fríos y se quedan cortos», apuntando que lo más destacado de la memoria son las personas.

De igual modo, adelantó que «en breve tendremos nuevos estatutos de Cáritas» pues desde que se creó esta acción socio caritativa de la Iglesia no se habían actualizado.

Por otra parte, y dado que en ocasiones existen equivocaciones, Berzosa explicó que «la tarea específica de Cáritas Diocesana es asistir al obispo en su ministerio de caridad y la de promover, vertebrar y coordinar las iniciativas caritativo sociales diocesanas»; siempre, «atendiendo a los más pobres y necesitados, promoviendo acciones socio caritativas y de promoción humana y social, respondiendo a las emergencias humanitarias y ayudando a promover la justicia a la luz del Evangelio».

Precisamente, el obispo de la diócesis pronunció la primera de las conferencias de esta Semana de la Caridad en la que habló de la encíclica del Papa, ‘Laudato si’.

El martes se desarrollará un encuentro de voluntarios de Cáritas. El miércoles, la teóloga y educadora social, Pepa Torres, hablará sobre ‘Acoger y anunciar al Dios de las periferias hoy’.

Ya el jueves, el ponente será Fernando García, delegado de Cáritas en Burgos, que hablará sobre ‘La dignidad de la persona y el bien común: Fundamentos del quehacer político’.

El sábado será igualmente un día destacado con la celebración del jubileo diocesano de la acción socio caritativa y el domingo, será el Corpus Christi, Día de la Caridad.

Los actos se cerrarán con una paella solidaria en la plaza del Buen Alcalde el tres de junio.

 

Bodas de oro sacerdotales

DSC_0666Raúl Berzosa: “Es Cristo quien predica; es Cristo quien hace la Iglesia y quien la fecunda; es Cristo quien nos guía”

Querido hermano obispo, D. José, queridos hermanos sacerdotes, queridas consagradas, queridos todos:

Nos congratulamos, primero y sinceramente, con los hermanos que durante este año celebran sus Bodas de Oro: D. Manuel Peláez Muñoz, D. Domingo Peinado Pablos, D. Andrés Celestino García Sánchez y D. Laureano Hernández Corvo. Nos unimos a su canto del Magnificat y a su petición de nuevas y santas vocaciones para nuestra querida Diócesis. Estamos en el Año del gran Jubileo de la Misericordia. Hoy será para nosotros también una celebración muy especial en este sentido de poder ganar las gracias jubilares.

Tras haber escuchado la Palabra de Dios, donde se nos ha recordado lo más importante del ser y el hacer de nuestra identidad y misión, permitidme que os regale algunas palabras de nuestro Papa Francisco. El 19-3-2016, con motivo de la ordenación de dos obispos, se expresó de esta manera: “tened siempre ante vuestros ojos al Buen Pastor, que conoce a sus ovejas,.y no olvidéis que la primera tarea del ministro es la oración y, la segunda, el anuncio de la Palabra”…Y, como si el Papa Francisco estuvier

Leer más …Bodas de oro sacerdotales

Santa Rita (San Felices de los Gallegos y Lumbrales)

Raúl Berzosa:”Dios puede hacer imposibles pero tú deberes hacer “todos los posibles en tu vida”
Queridos hermanos sacerdotes, queridas consagradas Agustinas, queridos residentes y personal laboral de “Santa Rita”, queridos todos.
Un año más: ¡Feliz cumpleaños comunitario! Y, como la memoria es débil, quiero, un año más comenzar recordando lo más importante de la vida de Santa Rita, nuestra patrona.
Rita nació en el año 1381 en Roccaporena, un pueblecito situado en el municipio de Casia, provincia de Perugia; era hija de Antonio Lotti y Amata Ferri. Sus progenitores fueron muy creyentes con una situación económica no acomodada pero decorosa y tranquila. La historia de Santa Rita está llena de acontecimientos extraordinarios y uno de éstos ya se produjo en su infancia. La pequeña, dejada por algún momento sin custodia en su cuna en el campo mientras los progenitores trabajaban la tierra, fue rodeada por un enjambre de abejas. Estos insectos recubrieron a la pequeña, pero extrañamente no la picaron. Un campesino, que al mismo tiempo se hirió la mano con la hoz y acudió corriendo para curarse, pasó delante de la cuna donde estaba Rita. Al ver a las abejas que zumbaban en torno a la bebé, intentó expulsarlas, pero con gran estupor, mientras sacudía los brazos para alejarlas, la herida se cicatrizaba completamente.
La tradición nos ha transmitido que Rita tenía una precoz vocación religiosa y que un Ángel bajaba del cielo a visitarla cuando se retiraba a rezar en un pequeño desván.

SANTA RITA ACEPTA SER ESPOSA
Rita habría deseado hacerse monja sin embargo aún muy joven (cerca de los 13 años ) sus progenitores, ya ancianos, la prometieron como esposa a Paolo Ferdinando Mancini, un hombre conocido por su carácter pendenciero y brutal. Santa Rita, acostumbrada al deber, no opuso resistencia y se casó con el joven oficial que comandaba la guarnición de Collegiacone, presumiblemente a los 17 ó 18 años, es decir alrededor de los años 1387-1388. Del matrimonio entre Rita y Pablo nacieron dos hijos gemelos varones: Giangiacomo Antonio y Pablo María, que tuvieron todo el amor, la ternura y los cuidados de su madre. Rita consiguió, con su tierno amor y gran paciencia transformar el carácter del marido y hacerlo más dócil. La vida conyugal de Santa Rita después de 18 años, fue trágicamente rota con el asesinato del marido, cerca de la Torre de Collegiacone a algunos kilómetros de Roccaporena mientras volvía a Casia.
RITA CONCEDE EL PERDON
Rita estuvo muy afligida por la atrocidad del acontecimiento, buscó refugio y consuelo en la oración, y con asiduidad invocaba en sus oraciones el perdón de Dios para los asesinos de su marido. Al mismo, tiempo Rita emprendía acciones para llegar a la pacificación de sus hijos, que sentían como un deber la venganza por la muerte del padre. Rita, al darse cuenta de que las voluntades de los jóvenes no se doblegaban al perdón, rogó al Señor ofreciendo la vida de sus hijos antes que verlos manchados de sangre. Ellos murieron antes de un año de la muerte de su padre. Cuando Rita quedó viuda, tenía poco más de 30 años y sintió renacer y madurar en su corazón el deseo de seguir aquella vocación que de joven había deseado realizar: la de consagrada.

Leer más …Santa Rita (San Felices de los Gallegos y Lumbrales)

Madres Carmelitas (Jornada ‘Pro Orantibus’)

Raúl Berzosa: “Quien ha experimentado un encuentro con Jesucristo, sabe irradiarlo a los demás y se convierte en misericordia y compasión para los demás”

El domingo 22, celebramos la Solemnidad de la Trinidad y la Jornada Pro Orantibus. Este año, con el lema: Contemplad el rostro de la misericordia”.

Permitidme que me detenga en dos cosas: por un lado, recordar cuál es nuestra vocación contemplativa y, por otro lado, qué quiere significar el lema de este año.

En relación a nuestra identidad, San Juan Pablo II, en la exhortación Vita Consecrata, n. 8, afirmó: “los institutos contemplativos son para la iglesia un motivo de gloria y una fuente de gracias celestiales. Con su vida y misión, sus miembros imitan a Cristo orando en el monte y testimoniando el señorío de Dios sobre la historia y el anticipo de la gloria futura. En la soledad y en el silencio, mediante la escucha de la Palabra de Dios, el ejercicio del culto divino, la ascesis personal, la oración, la mortificación y la comunión en el amor fraterno, orientan toda su vida y actividad a la contemplación de Dios. Ofrecen así a la comunidad eclesial un singular testimonio del amor de la Iglesia por su Señor y contribuyen, con una misteriosa fecundidad apostólica, al crecimiento del Pueblo de Dios”.

        En cuanto al lema de este año, “Contemplad el rostro de la misericordia”, y en sintonía con el año Jubilar, nos recuerda que la misericordia es central para comprender el misterio del Dios Amor y, por eso mismo, su relación con la humanidad:“Jesucristo es el rostro de la misericordia de Dios… Siempre tenemos necesidad de contemplar el misterio de misericordia. Es la fuente de la alegría, de la serenidad y de la paz… Misericordia es la palabra que revela el misterio de la Santísima Trinidad” (Bula Misericordia Vultus, nn.1-2).

Leer más …Madres Carmelitas (Jornada ‘Pro Orantibus’)